Click to this video!
Tetonas

Así es señores, tengo cierta fijación en hacerle fotos a mi novia en la ducha cada vez que puedo, es uno de mis fetiches más marcados y la verdad es que sigo disfrutando como el primer día. Me ponen bastante caliente, por decirlo de alguna manera. Aunque claro, también es verdad que todo es más disfrutable cuando tienes una novia con un cuerpo tan rico como la mía, se queda uno embobado con semejantes tetas. Ya es ella la que me suele llamar pidiéndome que le haga fotos desnudas porque tiene cierto egocentrismo y disfruta como una colegiala observando su cuerpo desnudo delante del personal. Algo que le pone sumamente cachonda. Yo después con las fotos las suelo enseñar a mis amigos o las subo a Internet para ver si puedo conseguirme cierto dinero extra y la verdad es que no me va nada mal, uno consigue sacarse unas perras y aprovechar la situación para aumentar la economía de la pareja.